21 de febrero de 2024
Ultra Age

Análisis de Ultra Age – Versión PS4 (PS5)

Ultra Age – Un hack’n’slash que podría dar mucho más

Como es normal en mí, me encontré un tweet de Dangen Entertainment (a quienes conozco por Astalon) que decía que Ultra Age tenía una demo disponible, y la probé, y me dejó con ganas de ver más del título. En la demo podíamos apreciar un juego rápido y fluido en los combates, con mejoras que potenciarían todavía más los combos y una peculiar mecánica con la espada que pintaba genial, pero tenía dudas de su historia y otros factores como rejugabilidad o exploración. Debo decir que le escribí directamente a Dangen Entertainment y muy gustosamente me pasaron una clave del juego para su análisis, así que, gracias a ellos, tenemos aquí el análisis de Ultra Age.

El resurgir de la nueva humanidad

Ultra Age comienza de una manera un poco brusca, sin mucha información y nada más que soltando pequeños detalles. Cierto es que nuestro protagonista, Age, tampoco tiene mucha idea de lo que está pasando, y Helvis, nuestro robótico compañero, sabe cosas, pero tampoco habla demasiado. Básicamente nos encargan hacernos con una reliquia que puede modificar el espacio-tiempo, sale un poco mal, y nuestro objetivo es un poco sosaina, conseguir una nave con la que escapar de donde nos encontramos. Aunque eso sí, con la reliquia en nuestro poder.

Al final todo se resume en que 2 facciones se pelean por diferencias de ideales sobre cómo debe continuar la humanidad, y ambas nos persiguen, pues la reliquia que tenemos en nuestro poder es la clave. No quiero resolveros la trama directamente, aunque tampoco tiene un gran peso, exceptuando quizá por la escenita post-créditos que sí te deja con ganas de ver algo más.

Tristemente es el punto más flojo del juego, siendo algo previsible y que tampoco te incita a descubrir que pasa, si no que más bien se deja en 2º plano para centrarse un poco en simplemente disfrutar de la jugabilidad. Pero sí que es cierto que me hubiese profundizado más en qué pasó con la humanidad, que esa energía que usamos, las facciones, aunque lo entiendo en cuanto a posibilidades del equipo de desarrollo, el cual es bastante pequeño realmente.

Un combate fluido y extenso

El mejor punto del juego se encuentra, sin duda, en su combate, aunque también tiene sus pros y sus contras que comentaré más tarde. El combate es bastante sencillo de inicio, pues se limita a hacer combos con cuadrado y triangulo, y solo hay que tener en cuenta el tipo de espada que usamos. Porque sí, nuestra espada tendrá diferentes tipos de hoja con duración y cantidad, las cuales se consiguen con los cristales que hay por el mundo, y tienen diferentes efectos sobre los enemigos. Para poneros rápidamente en situación, depende de si el enemigo es tipo mecánico o biológico.

Podemos equipar 4 hojas diferentes, cada una con su set de mejoras que conseguiremos en los puntos de control gracias a la energía recogida, como un pequeño árbol de habilidades por hoja. Y aquí comienzan un poco los problemas que presenta el combate, así como sus virtudes. Además, podemos mejorar a Age absorbiendo estadísticas de algunos cristales, aunque no son acumulables, simplemente unas mejoras que otras.

Por un lado, tenemos que el combate es realmente fluido, emocionante y permite ejecutar unos combos muy interesantes, aunque siempre que el enemigo no muera antes. Incluso se puede tener en cuenta una barra de resistencia en los enemigos biológicos, la cual, al bajarla a 0, nos permite ejecutarlos. Pero, porque tiene un pero creo que bastante grande, y es que la línea de progresión y dificultad, no escala nada bien ni introduce elementos nuevos.

Pero que se ve un poco frustrado

Lo primero, la dificultad no es nada del otro mundo y no tiene selector. Los enemigos básicos son bastante fáciles de matar exceptuando alguna acumulación puntual y los jefes no esconden grandes secretos, ya que la mecánica de esquive es muy sencilla de usar y facilita en exceso los combates. También la mecánica de usar las espadas según el tipo de enemigo queda rápidamente en la misma que se ve desde el inicio, sin evolución ninguna, más que los combos de cada una. En cierto modo, tira más al final a simplemente machacar botones y menos pensar sobre tu enemigo.

También hay otras cosas que se quedan desaprovechadas, como la reliquia-gancho con el que cuenta Age para teletransportarse a ciertos sitios, que en el combate no es necesaria y en la exploración se usa, literalmente un par de veces. Las mejoras del personaje o habilidades de Helvis tampoco impactan en exceso en el juego, por lo que tampoco hace falta centrarse en conseguirlas todas. Al ser todo esto, digamos, el punto principal del juego, hace que pierda un poco el sentido en más de una ocasión y gustaría que se hubiese trabajado más en una experiencia algo más sólida y menos irregular, aunque por suerte tiene una duración de unas 3h y media, y consigue, al menos, ser entretenido.

Escenarios, modelos, animaciones…

Ultra Age no pretende que te pierdas en sus niveles, ni mucho menos, te indica muy bien por dónde ir y es imposible que no sepas qué hacer o por dónde ir. Sin embargo, puedes explorar un poco algunas zonas y encontrar recompensas, principalmente más hojas o chips de mejora. Generalmente hablamos de grandes zonas con un par de combates en las que podemos detenernos a inspeccionar rincones, aunque eso sí, tienen la contra de que los escenarios están algo vacíos.

Por otro lado, mientras que los modelados no están mal y las animaciones de combate son bastante interesantes, tenemos un serio problema durante los momentos en los que los personajes dialogan. Da igual que personaje sea, no vais a ver animaciones faciales y cinemáticas más estáticas, que casi mejor que hubiera sido el clásico bocadillo con una ilustración y el dialogo. Eso sí, al menos los diálogos tienen un punto cómico que puede llegar a tener su gracia.

Una cosa que también me ha dejado un poco medio sorprendido es la reutilización de las mazmorras, que básicamente es la misma todas las veces que entramos en una. Hay creo que 6, no son muchas, pero las 6 tienen la misma apariencia en cuanto a visual y se recorren de igual manera. Quizá si estas zonas se hubiesen aprovechado más, con diferentes diseños, algunos jefes o minijefes, o simplemente para aumentar la exploración.

El rendimiento sí que es bastante sólido, aunque también hemos jugado la versión de PS4 en PS5, por lo que no debería haber ningún problema, pero imagino que en una PS4 debe ir similar, ya que el juego tampoco tiene una sobrecarga aparente para la consola. Respecto a la música y efectos de sonido, todo bastante dentro de lo normal y que acompaña en la aventura, pero que tampoco vamos a ir tarareando en nuestro día a día.

Conclusiones de Ultra Age

Siendo sinceros, con el juego me he divertido y ha estado entretenido, aunque también es cierto que esperaba algo más de él, como mayor duración o rejugabilidad. Hay mucho por pulir, pero la idea del juego está bastante bien y se ejecuta de una manera medianamente correcta. Es un primer inicio muy bueno para el estudio, y aprender de lo bueno y lo malo de Ultra Age. Creo que podría haber sido un juego muy bueno dentro de su género si hubiese sido un equipo mucho más grande y con mayores recursos, por lo que espero ver un futuro proyecto de este estudio.

Nota: 7/10

*Esto es un análisis antiguo que escribí en InformeGamer.es, por eso no hay imágenes.

Blansi

Administrador web. No me complico, me gusta jugar, pero especialmente juegos que emulen aquella fantástica época de finales de los 90s y principios de los 2000.

Ver todas las entradas de Blansi →

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *