21 de febrero de 2024
Blood West análisis

Análisis Blood West – PC

El mejor FPS Lovecraftiano de sigilo del Oeste

¿Cuál es el resultado de juntar dos de las estéticas más chulas que conocemos? La respuesta es Blood West, un FPS con una ambientación del viejo Oeste, llena de horrores lovecraftianos. Una combinación que no esperaba, pero que desde luego me alegro que exista. Recién saliendo del acceso anticipado, con la adición del tercer y último capítulo, la experiencia que Blood West nos ofrece es cruda y derrocha estilo, como todo en este juego. Aunque el juego solo está en inglés, si la barrera del idioma no es problema, adéntrate en el caos.

Vaqueros, monstruos y pólvora, qué combinación

Es la ambientación y la estética lo que me ha llamado la atención de Blood West. Un mal desconocido se ha desatado, y numerosos monstruos ahora caminan por la tierra, esparciendo corrupción allá donde van. Nosotros somo el Undead, o el No Muerto, y hemos sido traídos a la vida por una entidad que habita en los tótems de almas. Sin recordar nada sobre nuestro pasado, viajaremos para acabar con la raíz de este mal, a base de plata y plomo.

Recorriendo los niveles infestados de muchos demonios, seres espectrales y víctimas de esta desgracia, tendremos que sobrevivir mientras cumplimos las misiones del tótem de almas haciendo uso de nuestro ingenio y nuestro arsenal. La muerte acecha en cada esquina, y no siempre saldremos victoriosos de los enfrentamientos, pero el tótem de almas nos traerá de vuelta a la vida cada vez que caigamos, una, y otra vez.

Aunque pueda parecer tener muchos toques de supervivencia, es más en el aspecto de sobrevivir a los monstruos, gestionando los recursos como munición y curaciones o el espacio del inventario. Y esta sensación parece ser muy fuerte al principio del juego, hasta que dejan de parecer tan escasos como para cuestionar si utilizarlos o guardarlos para otra ocasión. Al fin de cuentas, el espacio de almacenamiento de nuestro baúl es infinito.

Cada capítulo sucede en un mapa distinto, con áreas muy variadas. En cada nuevo capítulo encontraremos nuevos NPCs y nuevos enemigos más poderosos mientras los recorremos. Pues cada vez el aura maligna se hace más y más poderosa.

Blood West análisis

Maestro del sigilo o maestro del combate

Con todos estos peligros que acechan en la noche, debemos armarnos hasta los dientes para enfrentarlos. Blood West no deja de ser un FPS, y tiene tanta acción como puedas pedirle. Contamos con una buena variedad de armas, desde cuchillos y hachas, arcos, ballestas, revólveres o escopetas, que tendremos que comprar o encontrar en nuestros viajes. Dependiendo de si son pistolas, escopetas, arcos o rifles de caza, utilizarán distintos tipos de munición. Además, hay distintas variantes del mismo tipo de munición, como balas incendiarias, que queman a los enemigos, o balas de plata, que hacen mucho más daño. También hay variantes especiales de armas, con características especiales o atributos mejorados, e incluso algunas de estas están malditas y no se pueden desequipar una vez puestas por métodos convencionales.

Sin embargo, el factor más importante para sobrevivir es el sigilo. Ya sea con un arma cuerpo a cuerpo o con un arco o ballesta, un golpe sigiloso que no alerte a los enemigos cercanos. Es más, golpes de este tipo contarán como golpes críticos, haciendo una gran cantidad de daño y, probablemente, acabando con los monstruos de un solo golpe. Los enemigos nos detectan mediante el sonido que hacemos y si nos ven. Cuando nos movamos cerca de un monstruo o entremos en su campo de visión, se irá llenando la barra de detección en la base de la pantalla. Cuando esta se llene, los enemigos cercanos nos descubrirán e irán a atacarnos. Hasta que la barra no esté llena del todo, no seremos detectados, aunque muchos enemigos irán a investigar si ven el cadáver de alguno de los suyos.

Blood West análisis

Podemos tener un arma principal y un arma secundaria equipada al mismo tiempo, Algunas armas solo caben en el hueco de arma principal, y otras armas ocupan mucho espacio del inventario si no están equipadas, por lo que es importante siempre pensar bien que llevar encima. Adicionalmente, podemos equipar hasta 3 objetos consumibles. Las vendas nos cerrarán los sangrados, mientras que las pociones nos curarán una cantidad considerable de vida. También hay otros tipos de pociones que nos aumentan la estamina, la vida máxima o nuestra resistencia; bebidas alcohólicas, y más. Además, podemos equipar cócteles molotov y dinamita. La mayoría de estos objetos son realmente útiles, y la dinamita es simplemente demasiado poderosa.

Esto no es todo, pues también podemos equiparnos hasta 3 artefactos distintos que tienen diversos efectos sobre nosotros, tanto positivos como negativos. Desde tener regeneración de vida, más vida máxima o más estamina, mayor sigilo, que los enemigos fallen más a menudo sus ataques. Igual que las armas malditas, algunos artefactos tampoco podrán ser desequipados hasta cumplir ciertos requisitos.

Así, estamos suficientemente preparados para enfrentarnos al mal, y mientras lo hacemos, mejoramos. No solo en habilidad, sino dentro del juego. Al matar enemigos ganamos puntos de experiencia y subiremos de nivel. Con cada nuevo nivel, conseguiremos dos puntos de habilidad, con lo que conseguir habilidades y mejoras de muchos tipos. Así, con estas habilidades, en conjunto con la elección de armas, podemos definir más nuestro estilo de juego y el arquetipo de nuestro personaje. Podemos ser un berserker que lo resiste todo y se enfrenta a los monstruos cara a cara con armas cuerpo a cuerpo, o un sigiloso arquero, e incluso un hábil tirador, o un no tan preciso tirador afectado por el alcohol.

Blood West análisis

Una lucha interminable donde no podemos ganar

Sin embargo, nosotros no somos los únicos que nos fortalecemos. En cada capítulo, los nuevos monstruos, que en muchos casos son versiones mejoradas de monstruos anteriores, son más fuertes, tienen más vida y están más alerta. Más de una vez ellos serán quienes acaben con nosotros, y cada vez que morimos, se nos hace un poco más difícil. Pues, al morir, tendremos una penalización. Cada muerte nos afecta con una especie de mal de ojo, que normalmente nos reduce un poco alguna característica (vida, estamina, capacidad de sigilo). Al morir otra vez, esta será más fuerte, y al morir una tercera vez, se completará el mal de ojo y la reducción será mucho mayor. Para poder eliminarla, tenemos que hablar con el tótem de almas una vez se haya completado el mal de ojo y este nos dará una misión que tendremos que hacer por él.

Otra manera de evitar esto es equipando una moneda de oro en nuestra casilla de artefactos, que bloqueará el mal de ojo tras la muerte. Pero, al hacer esto, la moneda se consumirá y tendremos que equipar otra. El caso es que este no es la única función de las monedas de oro, pues podemos dárselas al tótem de almas para que nos otorgue una bendición que durará hasta que muramos.

Blood West análisis

En cuanto a los monstruos, estos son muy variados, y tienen muchas características que los diferencian. Tienen distintas habilidades, comportamientos y debilidades, y es importante conocerlas. Afortunadamente, podemos encontrar mucha información sobre estos en notas esparcidas por el mapa, que nos da consejos sobre cómo enfrentarlos o cómo sobrevivir a ellos. Generalmente, un disparo en la cabeza será más que suficiente, pero cuando eso deje de ser el caso, las notas nos serán de mucha utilidad.

Cazar estos monstruos es la mejor manera de conseguir dinero, pues pueden dejar dientes que se venden bastante bien, y también otros objetos y artefactos. Por suerte o por desgracia, cada vez que muramos o descansemos para recuperar nuestra vida al máximo, algunos de los monstruos que ya hayamos matado volverán a aparecer.

Blood West análisis

Bueno y bonito

Blood West es un juego muy bueno. Así de simple. Desde el principio te engancha con su estética y su ambientación, pero esa no es el único aspecto bueno del juego. Aunque el gunplay se pueda sentir un poco tosco al principio, es debido a que hace un enfoque muy grande en el sigilo, y tras un poco de tiempo sabes cuál es el mejor momento para disparar. Además, que la sensación de dar los disparos en la cabeza y sobrevivir a una batalla a duras penas es muy satisfactoria.

Toda la historia y casi todas las misiones, tanto principales como secundarias, son de recados, ve a este punto del mapa, consigue esto y tráemelo. Pero no es realmente un problema muy grande, dado que el juego no es tan largo, y, después de todo, es una excusa para recorrer las zonas, que es su principal atractivo. Al final de cada capítulo, tendremos un enfrentamiento contra un jefe, y quizás esta sea de las partes que más flojean en todos los capítulos.

Sin embargo, cada capítulo es mejor y más completo que el anterior, e incluso en estos problemas que ya he mencionado, por lo que queda uno de los mejores juegos de FPS y supervivencia del año.

Nota: 9/10

*Este análisis ha sido realizado con una copia digital proporcionada por HyperStrange.

Ernex

Buscando qué hacer con mi vida decidí escribir sobre videojuegos, que siempre me han gustado. Y no está tan mal.

Ver todas las entradas de Ernex →

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *