27 de febrero de 2024
Revita

Análisis de Revita – Versión PC (Steam)

Revita – Enfrentando al tiempo

Sí, como siempre, Revita es otro juego que llevaba un tiempo siguiendo en twitter, y cuando digo un tiempo, digo años, y es que han sido 5 los que han durado su desarrollo. Lo he visto crecer como aquel que dice mediante twitter, y hace no mucho que finalmente hemos tenido la versión 1.0, culminando el trabajo de tantos años en un roguelite que, desde luego, merece toda vuestra atención. Es un videojuego que ha sabido aprovecharse de los grandes éxitos que ha habido en todo este tiempo dentro del género roguelite, y trae un producto muy depurado tras su fase de acceso anticipado en Steam. Si quieres jugar un buen roguelite, con una muy buena cantidad de contenido, quédate a ver este análisis y descubrir por qué Revita es un juego que debes tener en tu biblioteca.

Las fases del duelo

Revita nos pone en la piel de un misterioso niño cuya misión es subir una ominosa torre del reloj a modo de bucle, sin saber muy bien por qué. La cuestión es que el juego en el inicio ya hace hincapié en que trata temas muy importantes a día de hoy como son el suicido y la salud mental, sin embargo, durante gran parte de la aventura no se aclara nada, siendo el final verdadero lo más revelador al respecto.

No lo pongo como una queja, que conste, de hecho, me ha gustado que tengas que ir completando diferentes partidas para conseguir las notas perdidas que cuentan algo más sobre lo que está pasando, e ir haciendo tus propias conjeturas, pero también os digo que es un camino algo largo. Hay que terminarse el juego mínimo 5 veces para poder acceder al final verdadero, y aun así, hacer un par de «puzles» antes. Es complicado y largo, pero merecerá la pena.

Cabe decir que, si bien es un juego que, aunque trate estos temas como el suicido, las fases del duelo y la salud mental, no es que te vaya a cambiar la vida ni la perspectiva al respecto. Simplemente cuenta y te rompe el corazón un poquito cuando encajas todas las piezas y descubres de qué va todo. También aviso que hay mucho simbolismo respecto a las diferentes fases por las que se pasa durante el duelo, más allá de que los jefes sean literalmente estas.

Bien, hora de subir la torre

Ahora bien, tocado brevemente y sin spoilers el tema principal del juego, es hora de decir que el 95% del título lo vamos a pasar disparando y disfrutando como auténticos críos, es de los roguelites más accesibles y rejugables que he podido jugar. La torre del reloj está conectada a una red de metro, la cual se usará para viajar desde la base central hasta las diferentes áreas de la torre, y esta se puede mejorar de diferentes formas, así como la torre del reloj.

Voy a hablar sobre la experiencia del juego con parte de las cosas desbloqueadas, ya que hay muchas cosas que al final forman parte del núcleo del juego, pero tienes que echar un par de partidas antes y acabar el juego un par de veces, y separar esta sección en 2: torre del reloj y estación de metro.

Estación de metro

La estación del metro es la «base de operaciones» de Revita, nuestro punto de partida y de regreso. Para mejorar esta área del juego lo haremos principalmente descubriendo las «salas de alma» que esconden las almas de los diferentes NPCs del juego, algo que queda totalmente al RNG del juego, ya que además de los NPCs de la estación, también los hay de la torre del reloj, que habilitan nuevas salas. Una vez que los encontramos en la torre, se mudarán a la estación de metro, proporcionando nuevas opciones como la compra de sombreros, la pesca, escuchar la banda sonora, tener acceso a la armería, el desbloqueo de reliquias, la constructora o el anciano, uno de los NPCs más importantes.

De entre todos lo que podemos hacer en la estación de metro, hay 4 NPCs que serán los más recurrentes e importantes para el progreso: el anciano, la constructora, el encarcelado y el armero. Con estos 4, conseguiremos desbloquear el contenido principal del juego: reliquias, más salas especiales para la torre y las variantes de armas predefinidas. Prácticamente todo se consigue mediante diferentes desbloqueables en la torre del reloj, siendo lo más especial quizá las llaves del encarcelado y planos de construcción por parte del anciano, que requerirá cumplir diferentes logros.

Y realmente, no hay mucho más en sí en la estación, más que un par de cosas a tener en cuenta antes de cada partida. Llegado el punto, podemos seleccionar diferentes modificadores de partida, tanto negativos como positivos, e incluso usar unos billetes de metro que encontraremos para comenzar con un par de modificaciones más como reliquias u objetos extra.

La torre del reloj

El núcleo del juego se encuentra, obviamente, en la parte más jugable: La torre del reloj. Aquí es donde sucede el bucle del juego, y toda su acción, variando según la aleatoriedad del juego y los modificadores que se hayan escogido antes de comenzar. El desarrollo en sí, es bastante sencillo de entender: llega hasta la cima y derrota al último jefe. Durante el camino que recorremos, veremos muchas mecánicas ya conocidas y sistemas que se usan generalmente en estos juegos, por lo que mucho puede resultarnos familiar.

El recorrido de Revita está separado por diferentes grandes zonas, divida cada una en una serie de salas que se generan aleatoriamente. Como en gran parte del género, una vez que finalizamos una sala, tenemos diferentes caminos a escoger, aunque aquí generalmente dependerá de si se ha generado algún tipo de sala especial. Si no, tendremos que simplemente continuar a la siguiente. Al acabar cada una, en ocasiones, pueden otorgarse objetos como potenciadores de daño, escudos o llaves para acceder a estas salas especiales.

La torre del reloj evolucionará según consigamos nuevos NPCs que «pongan» su sala especial en ella o mediante las modificaciones que puede hacer la constructora. Algo que sí es común a todas las grandes áreas, es que siempre tendremos una estatua en la que conseguir reliquias, aunque todo en este juego tiene un pero, en el sentido de lo económico. Generalmente, en estos juegos, se consigue algún tipo de moneda con la que pagar, pero aquí existen 3 recursos principales: los materiales de fabricación (son un solo objeto), las monedas y nuestra salud.

Los materiales de fabricación se obtienen al derrotar a los jefes que hay al acabar en cada planta, así como las monedas, y sirven para comprar mejoras fuera de la torre del reloj. Ya sea una nueva sala, una nueva reliquia al encarcelado o una mejora de arma. Nuestra salud también se empleará para adquirir reliquias principalmente y algunas mejoras, pero siempre para la partida activa, nunca algo permanente. Y lo más gracioso, es que puedes sacrificar la salud total, o parte de la salud actual.

Hay que decir que la torre del reloj acaba evolucionando bastante de cómo es en las primeras partidas, a como se ve después de 20 horas de juego. La variedad de salas especiales es bastante elevada, así como la de decisiones a tomar debido a las llaves que hacen falta y a nuestra salud, e incluso se ocultan varios secretos a tener en cuenta entre todas estas salas.

Revita una delicia jugable

Ahora bien, es el momento de indagar en lo más profundo de Revita y hablar de su jugabilidad, la cual hace que el titulo sea una auténtica delicia por diferentes factores, principalmente su rapidez y su accesibilidad. Revita se consolida como un videojuego plataformero con un sistema de apuntado «twin-stick», el cual sin duda creo que funciona mejor con teclado y ratón que con gamepad, y con eso en mente, presenta pequeños niveles rápidos de superar donde aprovechar las plataformas es casi clave para vencer en muchas ocasiones junto al impulso (dash) para aprovechar esa invulnerabilidad.

Voy a intentar desgranar este apartado en las diferentes opciones que tenemos, empezando por un total de 8  armas diferentes que podemos intercambiar en la estación del metro, y que cada una incluye variantes para las partidas más avanzadas. Además, que estas también pueden sufrir modificaciones mediante el uso de reliquias en el juego, las cuales estoy nombrando mucho pero no he explicado que son.

Las reliquias, para quienes anden perdido en el género, son básicamente modificadores que encontramos dentro de la partida. Para que aparezcan nuevas en la torre del reloj tendremos que desbloquearlas primero, y luego en los diferentes eventos de la torre del reloj podremos conseguirlas, ya sea en los cofres dorados o sacrificando parte de nuestra salud a las estatuas.

Nuestro personaje nutre sus estadísticas base (altura de salto, vida, velocidad de disparo, velocidad, etc) en base a las reliquias que hemos comentado, que son casi 200,  y hay algunas que incluso hacen sinergias entre ellas o con nuestra arma, creando combos devastadores. Sin embargo, está el lado negativo, y no me refiero a las posibles maldiciones, si no al hecho de que para hacernos con buena cantidad de reliquia antes del jefe final tendremos que sacrificar muchísima salud. La ventaja es que los enemigos sueltan almas, con las que podemos llenar la barra de concentración y usarla para recuperar salud o aumentar la salud máxima.

Al final, después de muchas horas de juego, no me cabe duda que lo mejor que tiene el juego es su fórmula núcleo junto al hecho de que todo se hace relativamente rápido. Cada sala se puede completar en menos de 20 segundos si vas bien, los jefes también pueden hacerse en cosa de 1 minuto, algo más de tiempo, y no es ni tan difícil de jugar, siendo, para colmo, entretenido. Cada run completa puede suponer entre 20 y 30 minutos, pero otorga muy buenas recompensas hacerla al completo, así que es simplemente una fórmula entretenida y divertida, además de ser tan sumamente rejugable por la altísima cantidad de desbloqueables y pequeñas tareas a realizar.

Revita intenta que sea para todos

Una de las cosas que más me ha agradado de Revita es que intenta poner los menores muros posibles para cualquier jugador, sin necesidad de implementar un «modo historia» como ocurre con muchos juegos actualmente. Los roguelites son un género, por lo general, algo difíciles y que requieren de cierta habilidad, pero Revita dispone de un menú de ajustes de accesibilidad.

Entre estos ajustes tenemos algunos muy interesantes, como el hecho de poder ajustar la velocidad del juego en porcentaje, o reducir el daño de los enemigos al 50%, pero también algunas más importantes a nivel visual como el tamaño del cursor, tamaño de interfaz de reliquias, la distancia de cámara, desactivar los destellos, contornos en los personajes, reducir las entradas complejas (mantener pulsado, oscurecer elementos de fondo, puntería asistida, desactivar los elementos en primer plano o incluso cambiar la fuente pixel a una fuente HD, para poder leer mejor los textos.

Yo mismo he tenido que usar alguna que otra para mejorar la experiencia de juego en lo visual, tengo miopía magna y los ojos bastante regulares, y en ocasiones hay cosas que me cuestan ver, por lo que lo considero esencial y que Revita, un juego con el que he disfrutado tanto, me permita jugarlo de una manera más cómoda, no se merece otra cosa más que mis halagos

Y bueno, como ya no tengo donde meterlo y no quiero hacer un apartado más, simplemente añadir que el nivel de pixel-art del juego es muy bueno y detallado, y que la banda sonora de los jefes me ha parecido simplemente de lo mejor, haciéndolo todavía más redondo.

Conclusiones de Revita

Creo que Revita es un juego casi perfecto, con una fórmula muy bien refinada tanto para el progreso como para su jugabilidad. Se juega rápido y se disfruta lento, cuando quieres darte cuenta puede que lleves más de 4 y 5 horas jugando, porque no te enteras de cómo pasa el tiempo. La cantidad de contenido de Revita es exagerada en cuanto a desbloqueables y rejugabilidad, desconozco cuanto costará sacar el 100%, pero quiero pensar que se aproxima a las 100 horas en base a la experiencia, pero es que no vas a echar una partida que no haya merecido la pena. Un extra que me ha agradado es que es bastante personalizable (no el que más) en cuanto a accesibilidad y las opciones disponibles para cada partidita.

Y bueno, la verdad, yo mismo me estoy quedando sin saber que más decir, después de que Revita haya hecho que me atrase en otros análisis como el de Loot River debido a que me he pasado más tiempo jugando del que debería. Hay cosas que sí, como siempre, no he dicho para no arruinaros la sorpresa cuando lo juguéis, algo que VAIS A HACER PORQUE ES CASI OBLIGATORIO SI OS GUSTA EL GÉNERO, así que espero que este análisis de Revita os haya convencido.

Nota: 9/10

*Análisis hecho con una clave que nos ha dado Dear Villagers, a quien le damos las gracias por la oportunidad.

*Esto es un análisis antiguo que escribí en InformeGamer.es, por eso no hay imágenes.

Blansi

Administrador web. No me complico, me gusta jugar, pero especialmente juegos que emulen aquella fantástica época de finales de los 90s y principios de los 2000.

Ver todas las entradas de Blansi →

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *